Fenómeno de Peter Pan en los casinos

Los casinos, como todos sabemos, es un lugar de entrenamiento donde podemos apostar jugando cualquiera de los juegos de azar que se muestren en dicho lugar. Es común que las personas visiten estos centros de esparcimientos, siendo de cualquier ámbito y edad. Y es que la evolución de los casinos  no solo se da en los juegos de azar y apuestas, sino también en la variedad de eventos y shows que se realicen para lograr la atención de todo público.
Es así cómo las personas van descubriendo poco a poco lo interesante del juego, siendo algo exclusivo de cuando se es joven, pero no necesariamente debe ser así.  Las personas jóvenes muchas veces no quieren crecer ni llegar a adulto por el hecho de perder esa capacidad de jugar, siendo una especie de Peter Pan, ya que al ser adulto nos preocupamos más por otras cosas como pagar las cuentas, la familia o el trabajo, y dejamos de lado esa capacidad lúdica de ver las cosas.
Es por eso que cuando entramos a un casino, nos involucramos en todo ese mundo de los juegos de azar de manera increíble, ya que los casinos poseen esa capacidad de sumergirnos en ese mundo donde solo estamos nosotros y el juego.

peter panLos casinos, como todos sabemos, es un lugar de entrenamiento donde podemos apostar jugando cualquiera de los juegos de azar que se muestren en dicho lugar. Es común que las personas visiten estos centros de esparcimientos, siendo de cualquier ámbito y edad. Y es que la evolución de los casinos  no solo se da en los juegos de azar y apuestas, sino también en la variedad de eventos y shows que se realicen para lograr la atención de todo público.

Es así cómo las personas van descubriendo poco a poco lo interesante del juego, siendo algo exclusivo de cuando se es joven, pero no necesariamente debe ser así.  Las personas jóvenes muchas veces no quieren crecer ni llegar a adulto por el hecho de perder esa capacidad de jugar, siendo una especie de Peter Pan, ya que al ser adulto nos preocupamos más por otras cosas como pagar las cuentas, la familia o el trabajo, y dejamos de lado esa capacidad lúdica de ver las cosas.

Es por eso que cuando entramos a un casino, nos involucramos en todo ese mundo de los juegos de azar de manera increíble, ya que los casinos poseen esa capacidad de sumergirnos en ese mundo donde solo estamos nosotros y el juego.


Tu comentario